¿Que debes saber del e-liquido?

E-LIQUIDOS

Toda la información que necesitas saber sobre el liquido para .

Su composición

El está compuesto por:

-Glicerina Vegetal (GV): Se trata de un aceite de semillas de algodón que se utiliza en el ámbito de la cosmética y de la alimentación, entre otros. Es un componente incoloro e inodoro, aunque tiene un cierto regusto dulce. Se utiliza como base del e-liquido para la producción del vapor, sin glicerina en el e-líquido prácticamente no se podría generar vapor. Esta sustancia está reconocida científicamente como segura para el consumo humano.

-Propilenglicol (PG): Es un compuesto orgánico, incoloro, insípido e inodoro. Se utiliza como humectante (mantiene la humedad) en nuestra vida cotidiana, por ejemplo en la conservación de alimentos, en toallas húmedas para bebes, e incluso como lubricante íntimo personal, entre otros usos. Se usa como base del e-líquido para disolver el aroma (de lo contrario sería demasiado intenso) y para facilitar la producción del vapor. Este compuesto está reconocido científicamente como seguro para el consumo humano. Por otro lado, existe el Polietilenglicol (PEG-400) que se utiliza como alternativa para personas que muestran intolerancia al Propilenglicol (PG), y sus propiedades son similares.

-Aroma: Se utilizan aromas de uso alimentario, algunos incluso se podrían adquirir en el supermercado. La composición de cada uno varía dependiendo del aroma y del fabricante.

-Nicotina: Existen e-líquidos sin nicotina y e-líquidos con nicotina, si contiene nicotina podemos encontrar en el mercado diferentes intensidades, por ejemplo: bajo en nicotina podría contener 6 mg/ml, o alto en nicotina podría contener 18 mg/ml; cuanto mayor sea el contenido de nicotina mayor será el golpe de garganta y viceversa. Se trata de nicotina líquida por tanto su procedencia puede variar en función del fabricante. La nicotina es una sustancia reconocida científicamente como adictiva y perjudicial para la salud.

-Etanol: Algunos e-líquidos incluyen un pequeño porcentaje de etanol en su composición, normalmente <5%, para mejorar la conservación de sus propiedades; sobretodo los que estén contenidos en envases de plástico.

Nota: Los porcentajes del contenido de estas sustancias pueden variar dependiendo del fabricante, normalmente viene indicado en la etiqueta del e-líquido.

Calidad y procedencia

El vapor del e-liquido que se inhala debe ser de calidad, principalmente porque dichas sustancias se introducirán en nuestro organismo. Por este motivo se recomienda conocer su procedencia, es decir saber dónde se ha fabricado; es importante que sean países que requieran controles de calidad exhaustivos, por ejemplo: en la Unión Europea, Alemania o Italia; de lo contrario el compuesto que introduciremos en nuestro organismo será de dudosa calidad y no nos proporcionará demasiada confianza para nuestro consumo. Además, un líquido de calidad prolonga la vida útil del atomizador y garantiza una mayor producción de vapor.

Elección del aroma

En el caso de ser una persona que quiera iniciarse en el mundo del , debe saber que existen dos tipos de e-líquidos: los que emulan el sabor del tabaco, sin contener tabaco; y el resto de líquidos que pueden ser frutales, aromáticos, dulces, etc. Hay numerosos aromas en el mercado, pero en el caso de iniciarse en el mundo del vapeo y tener la intención de abandonar el hábito de tabaco convencional, se recomienda iniciarse con aromas de tabaco, siempre y cuando sean de agradable sabor y no resulten demasiado pesados para poder vapear con frecuencia. Existe la posibilidad de mezclar distintos aromas, por ejemplo: introducir ¾ partes de un aroma que emule al tabaco, e introducir ¼ parte de un aroma de vainilla; de este modo se consigue obtener un sabor a tabaco aromatizado con un toque de vainilla.

Equivalencias respecto al tabaco

El tabaco convencional que se adquiere en forma de cigarrillo o de picadura contiene además de nicotina más de 600 aditivos altamente perjudiciales para la salud. A continuación se mostraran las equivalencias del consumo del e-líquido respecto al tabaco, únicamente en lo que a nicotina se refiere.

-El consumo de 10 ml de un e-líquido con una alta concentración de nicotina, por ejemplo 19 mg/ml (1,9%), equivale aproximadamente a unas 10 cajetillas de tabaco convencional.

-El consumo de 10 ml de un e-líquido con una media concentración de nicotina, por ejemplo 12 mg/ml (1,2%), equivale aproximadamente a unas 6 cajetillas de tabaco convencional.

-El consumo de 10 ml de un e-líquido con una baja concentración de nicotina, por ejemplo 6 mg/ml (0,6%), equivale aproximadamente a unas 3 cajetillas de tabaco convencional.

Nota: En el caso en que la concentración de nicotina o la cantidad del contenido no sea exactamente la misma que las arriba indicadas simplemente con realizar un sencillo cálculo de proporciones sería suficiente.

Se denomina así al proceso de fabricación de nuestro propio e-líquido. Además de lograr un sabor personalizado, la alquimia permite conseguir mayor cantidad de vapor en nuestras caladas, así como también modificar el golpe en garganta; a diferencia de los e-líquidos comerciales en los cuales los porcentajes de Propilenglicol, Glicerina, Aroma y Nicotina ya están determinados, y no se podrán modificar. La alquimia está enfocada para usuarios expertos, y requiere precauciones si se va a manipular con nicotina; en este caso es recomendable utilizar guantes de látex, así como evitar en contacto directo con la piel, debido a que la nicotina es fácilmente absorbida por nuestro organismo, y es altamente tóxica en grandes cantidades.

También te puede interesar

0 comments to “¿Que debes saber del e-liquido?”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.